Septiembre 21 - 25, 2022 :: Casa Basabilvaso
Feria internacional especializada en fotografía

Fuera de Foco

Curaduría: Federico Curutchet

La propuesta pensada para Fuera de Foco 2017 busca trazar una breve recorrido histórico sobre los nuevos modos de producción, configuración y consumo de las imágenes en el siglo XXI. El
objetivo es mostrar cómo, los nuevos medios de circulación y la irrupción de internet y las redes sociales trajeron consigo nuevas formas de pensar el universo de lo visual. Para entender
esta transformación, es necesario hacer especial hincapié en aquellas prácticas que hacen del gesto apropiacionista parte de su génesis.
Presentamos un conjunto de obras que, utilizando diferentes dispositivos, reflexionan sobre los nuevos vínculos en tiempos de redes sociales y relaciones 2.0, sobre la construcción del sujeto contemporáneo, sobre la autorreferencialidad, sobre los usos domésticos de la fotografía, sobre los límites de lo público y lo privado, sobre la sexualidad, sobre la traducción y los desplazamientos posibles de un lenguaje al otro, sobre lo real y lo virtual; en definitiva, sobre las condiciones de posibilidad de las imágenes hacia la virtualidad, desde lo analógico, a través de la apropiación.
El apropiacionismo es tanto un desplazamiento como una forma de señalamiento. El gesto de likear, dentro de la redes sociales, se comporta de la misma manera y opera como la puesta en acción de un juicio de valor. Es el Verbo que da origen a las relaciones sociales del ciberespacio.

Un verbo con y sin mayúscula que refiere al signo paradigmático del neoliberalismo actual: una especie de dictadura de la aprobación en la que construimos entornos cerrados limitados exclusivamente a lo que “nos gusta”.

Así buscamos anular todo tipo de conflicto al que lleva el disgusto (unlike: disgusto, pero también diferencia, desacuerdo, disidencia). Un gusto que además, dista cada vez más de ser un “nos” en primera persona. Un gusto que es, en efecto, una reacción automática, naturalizada y obediente deudora de un complejo aparato de dominación sigiloso y poderoso que extiende sus redes hasta el plano más íntimo del sujeto contemporáneo. En ese sentido, dar cuenta de estos comportamientos, entendiendo su raíz apropiacionista, es una toma de posición y un detenimiento sobre las dinámicas de poder, que invita a resistir contra la dictadura de la aprobación y del consenso, y por tanto, a retomar la política y la crítica contra los intentos de volver líquido, inabarcable e impersonal el plano de lo virtual.